jueves, 16 de marzo de 2017

IMBÉCILES DE LIBRO.

 (Sólo un imbécil de libro- o sea, un progre confeso- es capaz de decir idioteces como la que pueden leer más abajo, de la ministra sueca.

Ella, más que estos fanáticos, debe ser reconducida al sentido común y a la sensatez. No va a reconducir nada. Va a gastar mucho dinero del contribuyente y va a tratar de forma privilegiada a los que nos odian y nos quieren matar.
 

Propongo que la ministra sueca- y los que son como ella- sean enviados a Siria, Irak y Afganistán para que realicen su labor de apostolado de progreso. Cinco años serían suficientes.)
 
 
'Necesitan ser reconducidos'.

Una ministra sueca pide esfuerzos para integrar a los yihadistas retornados.

(La Gaceta)