lunes, 10 de octubre de 2016

AL SELECCIONADOR NACIONAL DE FÚTBOL Y SIMILARES











LA ESPAÑA DE GERARD PIQUÉ.

La España de Piqué es aquella en la que su federación de fútbol tarda 48 horas en condenar una agresión a aficionados que defienden a su selección en Barcelona pero sólo cinco minutos en explicar el incidente de la camiseta y las mangas. La España de Piqué es aquella en la que los jugadores de la selección acuden a manifestaciones independentistas. 

La España de Piqué es aquella en la que sólo los catalanes deciden con un referéndum ilegal el futuro de una parte de la nación. La España de Piqué es aquella que comprende, por "el malestar que sienten", a miles de aficionados que van a una final de Copa del Rey a pitar al Rey y al himno regalando banderas ilegales; pero es que para Piqué, España debería estar enclavada en un mundo "sin banderas", aunque no siente ningún pudor en vestir a su hijo con la de Cataluña para pedir la independencia.

 La España de Piqué es aquella en la que deportistas de su selección nacional apoyan a una plataforma independentista como Guanyarem para la creación de su propio comité olímpico en Cataluña. La España de Piqué es aquella en la que nos creemos que el propio Piqué no esperó las repercusiones que tendría la acción de cortar las mangas de la camiseta.

Esa no es la España de muchos, por suerte, y por ello nos revelamos en la redes sociales cuando vimos lo ocurrido con la camiseta y sus mangas. Porque Piqué nos toma por tontos. Estoy convencido de que fue una acción medida por alguien que ya avisó que durante esta etapa del calendario se dedica a provocar y que cuando empieza la parte dura de las competiciones se centra en su equipo.

Efectivamente la camiseta con manga larga no tenía los colores de España, pero si la intención de Piqué era jugar con manga corta, ¿por qué no se puso la camiseta de manga corta que sí tenía los colores de España? ¿Ahora nos vamos a creer también que, como Piqué juega habitualmente con manga larga, Adidas no pudo hacerle una camiseta de manga corta con su nombre?

Piqué es un excepcional jugador que con su calidad ha contribuido a los grandes éxitos de esta selección pero no todos estamos dispuestos a disfrutar de un tipo así en la selección. Si no alberga ningún sentimiento como español, si sólo abraza los colores de su equipo y de Cataluña, Piqué sobra en la selección. Que no espere al mundial de Rusia en 2018.

 Hoy mismo, si quiere, puede anunciar su retirada del equipo nacional. Algunos lo contaremos encantados porque estamos seguros de que España seguirá en pie tras Piqué.

(Vicente Azpitarte/ld.)
- Seguir leyendo: http://www.libertaddigital.com/opinion/vicente-azpitarte/la-espana-de-gerard-pique-80239/